La Importancia de las Prendas Compresivas

Tal como a muchos de nuestros clientes, después de sufrir quemaduras graves, es probable que su doctor o cuidador le haya tomado medidas para mandar a hacer prendas compresivas. El presente artículo explica porque estos dispositivos son tan importantes para la recuperación de sus lesiones por quemaduras, y cómo puede usted sacar lo mejor de dichas prendas.

Las prendas compresivas son utilizadas después de una quemadura para controlar la cicatrización, para ayudar a la cicatriz a madurar, y para mejorar la apariencia de la piel lesionada. Esto se lleva a cabo a través de la aplicación directa de presión en la piel, por ende las prendas deben quedar ajustadas para funcionar adecuadamente.

La piel normal, sin lesiones, está formada por tejidos conectivos en la dermis, mismos que forman una malla tridimensional o colágeno paralelo a la superficie de la piel. La piel aplica presión a sus capas subyacentes. Bajo circunstancias normales, la presión que la piel aplica al cuerpo asegura que la piel lesionada vuelva a su estado original sin dejar cicatrices. Sin embargo, cuando una quemadura destruye la piel, la presión normal de estas capas no existe.

Los tejidos dañados de la piel son extremadamente sensibles mientras que el área afectada aún se encuentra inmadura y activa. Por ende, es crucial que los pacientes quemados comiencen a utilizar prendas compresivas tan pronto como sea posible después de sufrir las lesiones. Las prendas compresivas deben de utilizarse como mínimo 23 horas diarias (se debe fomentar que solamente se las quiten para bañarse y lavarlas). La mayoría de los afectados tendrán que utilizar ropa compresiva por 12 a 18 meses pero será su doctor quien decida cuándo puede dejar de utilizar las prendas.

Las prendas compresivas son fabricadas de manera personalizada. Esto requiere la medición exacta de las partes del cuerpo a ser cubiertas. Una prenda que quede demasiado apretada será incomoda, y puede causar incomodidad, entumecimiento y a veces hormigueo. Si usted experimenta cualquiera de los síntomas anteriores, quítese la prenda y llame a su doctor o terapeuta. Una prenda demasiado floja tampoco cumplirá sus funciones por lo que es de suma importancia que su prenda sea fabricada de manera personalizada. Informe a su terapeuta de inmediato si cree que sus prendas no le quedan como debe de ser.

Las prendas compresivas pueden ser costosas debido a que son fabricadas de manera personalizada, sin embargo son sumamente importantes para su recuperación.

Para obtener una consulta gratis con un abogado experimentado en lesiones por quemaduras, llámenos al 312-527-4500 o envié su información a través del formato de contacto.