causes-of-burn-banner

Incendios Automotrices

Los incendios Automotrices son especialmente peligrosos para los conductores y para los pasajeros porque por lo general el automóvil continúa moviéndose después del impacto inicial y esto causa que el conductor pierda el control. Si el tanque de gasolina del automóvil se rompe o fuga, entonces el incendio resultante puede convertirse en mortal en cuestión de segundos.

Las piezas defectuosas de un automóvil convierten un incendio vehicular de peligroso a mortal. Cuando un coche con piezas defectuosas se encuentra involucrado en un accidente, a esto se le conoce como responsabilidad del producto debido a la incapacidad del fabricante de crear y mantener piezas operables y seguras en sus automóviles. Algunos ejemplos de las piezas defectuosas que pueden ocasionar lesiones por quemaduras en las víctimas incluyen tubos de gasolina rotos, una mala instalación de los sistemas de escape o silenciadores y cableado, tapas, filtros y mangueras dañadas. Dado que las personas confían en la seguridad de su automóvil incluso al verse involucradas en un accidentes de tránsito, la seguridad de estos productos y mecanismos es la responsabilidad del fabricante.

Uno de los problemas más peligrosos relacionados con los incendios automotrices involucra accidentes de las partes traseras de los automóviles en los cuales se originan chispas debido a daños en el tanque de gasolina. Por lo general, los estudios llevados a cabo después del hecho determinan que la culpa del incendio o explosión que ocurre durante y después del choque se debió a un tanque de gasolina defectuoso. Si se determina que el tanque de gasolina estaba defectuoso y las víctimas murieron como resultado, esto puede garantizar una demanda por homicidio culposo a favor de la víctima.

Noticias Relacionadas